10 noviembre 2007

El muro

Hace 18 años que cayó el muro de Berlín.



Era la frontera que separaba dos ideologías opuestamente polarizadas, a un lado el capitalismo y a otro el comunismo. Los muros o las murallas se han levantado siempre con la idea de proteger a los que detrás de ellas se encontraban pero también para impedir que los que hay detrás de ellas puedan escapar. A lo largo de la historia se han levantado muchas, el muro de Adriano, la gran muralla China...

A mi lo que me llama más la atención es la historia de la pequeña ciudad de Esparta , para los espartanos las murallas de su ciudad eran los escudos de sus soldados esto es todos luchaban a una para defenderla y permaneció sin murallas durante muchos siglos de su historia. Sin lugar a dudas esos deberían ser nuestras murallas actuales, la lucha que realicemos todos mano con mano para conseguir un bienestar general porque uno no es más buena o mejor persona por el simple hecho de nacer a un lado u otro.

P.D: Lo que acabo por destruir a Esparta fue su fuerte arraigo en la tradición y en pasado, Licurgo promulgó unas leyes que permanecieron 500 años inalteradas (Eso sí, en esparta las mujeres pintaban y mucho nada que ver con la cuna de la democracia Atenas donde estas no eran nada). Eran muy pocos los ciudadanos de pleno derecho en Esparta, en su mayor esplendor sobre unos 8000 o 10000 (Número que fue en progresivo descenso), a cada Espartano se le asignaba un porción de tierra y unos esclavos para que la trabajaran por lo que estos se podían dedicar al entrenamiento como soldados exclusivamente. Ese pequeño número y arraigo en la tradición fue la causa de su declive y desaparición y no me voy más por la parra...

No hay comentarios: